El Duelo Político de Ana Jara

Lourdes Calderón
Abogada y Entrometida

¿Qué la tuvieron dando vueltas por UCI porque no contaba con el DNI de su madre? ¿Que está sintiendo en carne propia lo que vive la gente común y corriente? ¿Que el personal de seguridad de ESSALUD no la dejó pasar y la maltrató? ¡Bienvenida al club de los desamparados doña Ana Jara! Mire, hace algunos meses escribí el vía crucis que vivió mi familia con mi padre en esta institución, y durante el gobierno del cual usted fue Premier, es decir, el de Ollanta Humala Tasso. (1).

Señora, lamento su pérdida, pero: ¿hizo algo en su calidad de Primera Ministra, Ministra y Congresista, para terminar con ese infierno que se llama ESSALUD? Usted, ha tenido la osadía de preguntarse públicamente que, si a usted la trataron así, ¡cómo tratarán al “resto”! ¿O sea que está reconociendo que por ser usted, el trato debió ser diferente? Mire señora, usted simplemente ha bebido una cucharada de su propio chocolate: amargo, espeso… intragable. Me solidarizo con usted como hija, pero como política, la responsabilizo por no haber hecho nada; por ponerse a chillar cuando le tocó a usted, y por tener la poca vergüenza de sentir pena por el resto de nosotros como si de algo nos sirviera su compasión. Nosotros, "el resto", lo que necesitábamos era que se solucionara la gravísima situación de la salud en el Perú y que usted tuvo la posibilidad de amenguar como parte del gobierno anterior. Ahora, por tratarse de usted, se le ha abierto investigación al médico y a la asistente de Emergencia del Rebagliatl. Miles de quejas existen contra ESSALUD pero, como se trata de usted, este doloroso acontecimiento tomó notoriedad, y no creo que sirva más que para que la pita se rompa por el lado más débil: botar a quienes tuvieron la mala suerte de estar de guardia cuando usted llegó.

A usted le aplicaron el “protocolo” señora. ESSALUD estalla en pacientes. A su mamá la trajeron estable según usted, pero en pésimas condiciones de salud y ¿qué? ¿no sabía que los que están a punto de morir, no tienen derecho a cama en el Perú? Yo comprendo su desesperación porque la he sufrido, pero la culpa no la tienen ni el médico ni la asistente. Ellos simplemente siguen ese macabro procedimiento, producto de un sistema que se cae a pedazos, donde la corrupción de su ex jefe construyó hospitales de mentira, sin orinales, sin papel, sin medicinas, sin suero, sin inyecciones, de equipos de “última generación” bien empaquetados y otros a los que se los golpea tres veces para que enciendan. Un sistema donde se trafica con un pomo de alcohol para venderlo a buen precio, o se lo manda comprar a la farmacia de la esquina por comisión.(2) Un sistema donde dejan morir al que agoniza y se vende su cama al mejor postor. Todo eso existió en su gobierno señora, y repito, lamento que le haya tocado vivir lo que usted no quiso ni mirar, por esa obtusa e irracional sumisión franelera a la ex pareja presidencial, que se hizo de la vista gorda y se llenó los bolsillos de plata incluso con la construcción de hospitales, como el de Cuzco. ¿De qué se queja señora Jara? Sufra ahora las consecuencias de su complicidad y llore a su madre en silencio, sin meterla en el asqueroso manoseo de los medios, que francamente… la hace quedar como una insensible convenida. ¿La veremos postulando otra vez, abogando por los muertos vivientes de ESSALUD? ¿Votos fijos no? ¿Qué hacía Gastañadui a su costado? ¿Es de su familia? En esos momentos de dolor, no se tienen ganas de hablar con nadie, y usted, hizo declaraciones públicas al poco tiempo de fallecida su mamá… ¿Para qué? El sufrimiento que causa una muerte es tan grande, que a uno no le interesa más que estar al lado del ser querido hasta el final. El duelo, por respeto a la memoria de los que nos dejan, se lleva con dignidad y en silencio. Me da la impresión que, la irracional decisión de trasladar a su señora madre, cuatro horas, con septicemia y fibrosis pulmonar de Ica a Lima, debe estarle dando vueltas en la cabeza, y claro, en estos casos, eludir la responsabilidad y clavársela a otros, es lo más fácil. Usted coordinó internamente con Gerencia de Essalud Lima para realizar el traslado de su mamá, sin contar con la aprobación de los médicos señora, y cualquier protocolo de admisión en cualquier parte del mundo, obliga a que el médico receptor tenga la aprobación del colega transferente... y supongo que además,la correspondiente epicrisis.(3). Usted hizo uso de sus influencias, pasando por alto la opinión médica .Ahora, para aliviar su conciencia, dos desafortunados médicos serán sacados de sus puestos, porque se trata de usted.

Sé que no es lo mismo, pero usted como abogada, sabe mejor que nadie, que la identificación es necesaria, y mucho más de un enfermo terminal. ¿Sabe por qué? porque si fallece, tiene que comprobarse que es la misma persona que entró al hospital. Protocolos sí, pero no tan jalados de los cabellos, sino necesarios, parecidos a los que usted cumple en su notaría cuando pide el DNI a un anciano para que firme su testamento y, si se le olvidó llevarlo, no lo deja hacerlo porque no le consta quién es.  Ironías de la vida ¿no señora Jara? O quizá un caso más de “en casa del herrero cuchillo de palo”. 

 

LC.

 (1) Que Dios Lo Perdone, Ollanta Humala: http://www.sinpenanigloria.com/430912122

(2)  El texto original decía: donde una enfermera roba un pomo de alcohol para venderlo a buen precio o lo manda comprar a la farmacia de la esquina por comisión. Aún cuando yo misma fui víctima de esta indolencia, por respeto a esos colegas decentes, e instándoles a denunciar a quienes lo hacen, he decidido rectificar esta redacción.

 (3) Historia clínica posterior a la crisis para segunda atención. Documento de obligatoria expedición para la transferencia de unidad o centro de salud para que el médico receptor conozca el estado del paciente.